Foto: Centro de Comunicaciones Diócesis de Cúcuta 

En el marco de la solemnidad a san Juan María Vianney, patrono de los párrocos, la Diócesis de Cúcuta celebró con la Sagrada Eucaristía en la mañana de este sábado 4 de agosto en la parroquia San Antonio de Padua.

La Santa Misa fue presidida por Monseñor Víctor Manuel Ochoa Cadavid, Obispo de esta Iglesia particular, que en esta ocasión recordó que “los sacerdotes deben ser amigos de Cristo”.

Por el día del párroco, se dio una conferencia con el tema: Espiritualidad Sacerdotal.  La ponencia estuvo a cargo del padre Alberto Echeverry, presenciada por los sacerdotes de la Diócesis, quienes después de ese momento de aprendizaje y reflexión, compartieron un almuerzo para culminar la celebración.